STORIES for CHILDREN by Sister Farida

(www.wol-children.net)

Search in "Español":

Home -- Spanish-ESPerform a PLAY -- 031 (Alarm on the farm)

This page in: -- Arabic? -- Armenian -- Aymara -- Azeri -- Bengali -- Bulgarian -- Cebuano -- Chinese -- English -- Farsi? -- French -- German -- Guarani -- Hebrew? -- Hindi -- Indonesian -- Italian -- Korean -- Kyrgyz -- Malayalam? -- Portuguese -- Quechua? -- Romanian -- Russian -- Serbian -- Spanish-AM -- SPANISH-ES -- Tamil -- Turkish -- Urdu? -- Uzbek

Previous Piece -- Next Piece

PIEZAS DE TEATRO -- ¡represéntalas para otros niños!
Piezas de Teatro representaciones para niños

31. Alarma en la granja


¿Conoces a Juan? Vivía en América del Sur en una granja. Para su cumpleaños le habían regalado un pollito, un pollito de verdad. Juan lo alimentaba y lo cuidaba sólo. Y poco a poco el pollito se convirtió en una gallina. El plumón amarillo se convirtió en plumas blancas y por eso Juan llamaba a su gallina "señora Blanco". Le hizo un nido en el establo. Y cada vez que la señora Blanco ponía un huevo lo anunciaba cacareando.

Cuando el trigo ya había crecido muy alto, de pronto la señora Blanco dejó de poner huevos.

Juan: "¡Mamá, Mamá! ¿Qué le pasa a la señora Blanco? Ya no pone huevos y siempre desaparece en el campo de trigo."

Madre: "Espera un tiempo, Juan…" dijo la madre sonriendo. Unas semanas después Juan supo por qué.

Juan: "¡Mamá, mamá, ven a mirar!"

La señora Blanco salió del campo de trigo con un montón de pollitos. Juan estaba muy feliz.

(Sirena)
Pero un día se escuchó la alarma de fuego. Los campos de cereales estaban ardiendo. No había manera de apagar el fuego. A duras penas se salvó la casa.

Juan: "¿Dónde está la señora Blanco? ¿Estará...?"

Juan no quería pensarlo mientras revisaba el trigal. ¿Qué era eso? Un bulto negro. Totalmente carbonizada vio a la señora Blanco delante de él. Pero cuando la levantó... ¿Qué era eso? Debajo de ella estaban todos sus pollitos, asustados pero ¡vivos!

Juan: "¿Cómo es posible que estén vivos?"

Madre: "Los animales presienten enseguida el peligro. Cuando vino el fuego, los pollitos buscaron protección debajo de su mamá. Ella podría haberse ido volando, pero los pequeños no. La señora Blanco amaba mucho a sus pequeños, por eso los cubrió con sus alas y dejó que el fuego pasara por encima de ella. Se sacrificó para que sus hijitos pudieran salvar la vida."

Padre: "Sé que estás muy triste, Juan, pero estoy pensando que la señora Blanco nos dio un magnífico ejemplo de cómo es el amor de Jesús: murió voluntariamente por nosotros en la cruz para que nosotros pudiéramos vivir. Nunca olvides eso, Juan."


Personajes: Relator, Juan, madre, padre

© Copyright: CEF Germany

www.WoL-Children.net

Page last modified on June 14, 2019, at 08:55 AM | powered by PmWiki (pmwiki-2.2.109)