STORIES for CHILDREN by Sister Farida

(www.wol-children.net)

Search in "Español":

Home -- Spanish-ESPerform a PLAY -- 072 (Sensation on the sea)

Previous Piece -- Next Piece

PIEZAS DE TEATRO -- ¡represéntalas para otros niños!
Piezas de Teatro representaciones para niños

72. Sensación en el lago


Sensación en el lago Genezaret:

Pedro: "Estoy fascinado con Jesús. Todavía no lo puedo creer. Con cinco panes y dos peces Jesús alimentó a 5000 hombres y además a todas las mujeres y a los niños."

Discípulo: "¿Has visto todo lo que sobró? Más de lo que teníamos al principio."

Pedro: "Genial, cómo convierte poco en mucho."

Jesús, el Hijo de Dios, es único. Puede convertir poco en mucho.

Los que participaron en la comida se fueron impresionados por el milagro. Al caer la noche se fueron a sus casas.

Entonces Jesús interrumpió la conversación de los discípulos.

Jesús: "Subid al bote e id a la otra orilla."

Él no se subió al bote, sino que se retiró a un monte para orar. Los discípulos remaban solos en la noche tratando de cruzar el lago. De repente vino una tormenta. Los pescadores bajaron las velas.

Fue entonces cuando la primera ola inundó el bote. Siguieron muchas más. ¡Si solo Jesús hubiera estado con ellos en esa noche llena de peligro! Hasta gritos de miedo se escuchaban. Pero la situación se puso peor todavía.

Pedro: "¡Mirad allí! ¿No lo veis? ¡Un fantasma!"

Discípulo: "¡No puedo más!"

Una silueta blanca caminaba sobre el agua del lago dirigiéndose hacia ellos. Los discípulos gritaron aterrados. Pero no era un fantasma...

Jesús: "¡No tengáis miedo, soy yo! ¡No tengáis miedo!"

Por la voz los discípulos reconocieron que era Jesús. Pedro fue el primero que se atrevió a decir algo.

Pedro: "Señor Jesús, si eres tú, dime que vaya hacia ti."

Jesús: "Ven a mí."

¡Increíble! Pedro salió del bote y corrió sobre el agua hacia Jesús. Mientras miraba a Jesús, todo iba bien. Pero cuando miró las olas, empezó a hundirse.

Pedro: "¡Señor, sálvame! ¡Ayúdame!"

Enseguida Jesús extendió la mano y salvó a Pedro.

Jesús, el Hijo de Dios es único – ¡Él salva!

Jesús: "Confía en mí. Dame todo tu corazón, entonces todo terminará bien."

Pedro se subió al bote con Jesús. La tormenta se calmó totalmente. Todos se arrodillaron ante Jesús, se inclinaron delante de este Señor maravilloso.

Pedro: "Tu eres el Hijo de Dios."

Jesús, el Hijo de Dios es único. Él puede todo.

A ti no te pide que camines sobre el agua. Pero anda siempre con Jesús. Él quiere ayudarte y guiarte en cada situación.


Personajes: Relator, Pedro, discípulo, Jesús

© Copyright: CEF Germany

www.WoL-Children.net

Page last modified on June 14, 2019, at 02:47 PM | powered by PmWiki (pmwiki-2.2.109)